Cómo elegir un perro si vives en departamento

Cómo elegir un perro si vives en departamento

Si vives en departamento y estás pensando en tener un perro, lo más probable es que tu intuición te diga que un perro pequeño o mediano seguramente será la mejor elección por el espacio en el que habitas. Sin embargo, esto no necesariamente es cierto.

Antes que tomar el tamaño como criterio principal para elegir a un perro que sea apto para un apartamento, te recomendamos considerar otros factores mucho más importantes.

También te interesará conocer estos consejos para que tu nuevo perro se adapte con facilidad a tu hogar.

Nivel de energía

Este debería ser uno de los puntos más importantes que deben tomarse en cuenta cuando se busca un perro, sin importar si se trata de habitar una casa, un departamento o un rancho. El nivel de energía se refiere a qué tan activo o sereno es tu perro e idealmente deberías buscar uno que tenga una energía similar a la tuya. Si eres una persona a la que le gusta echarse al sillón a ver tele toda la tarde, un perro demasiado activo te va a volver loco. Si eres una persona muy activa, te va a desesperar un perro que sólo quiera correr unos cuantos metros. En cuanto a un departamento, lo ideal es que busques un perro de energía entre media y baja, pues esto le ayudará a acoplarse al espacio.

Tu estilo de vida

Debes hacer un análisis consciente y minucioso de cómo es tu estilo de vida antes de traer un nuevo perro. Si trabajas todo el día, debes pensar que tienes que contratar a alguien para que pasee a tu perro todos los días, o bien, tendrás que dejarlo en una guardería durante el día (y, por supuesto, cualquiera de estas opciones tiene un impacto en tu bolsillo). Aun cuando tuvieras jardín, el paseo es fundamental para tu perro,  así que estando en departamento, aún más se debe fomentar la rutina de ejercicio. También toma en cuenta si en tu casa hay bebés, niños o personas mayores.

Conoce a tu nuevo perro

Más que hablar de razas, lo mejor es concentrarse en la personalidad de cada perro. Si se trata de un cachorro, este punto será un poco más complicado, pues aún no se habrá definido totalmente el carácter del perro, pero en caso de que hayas decidido adoptar un adulto, debes fijarte bien en que sea más bien tranquilo y que sea obediente.

‘Guau, guau, guauuu’

Definitivamente, por tu bien y el de tus vecinos, si vives en departamento, tener un perro que es extremadamente escandaloso y no deja de ladrar (o aullar) será una pesadilla para ti y para tus ellos, así que prefiere un perro que no canalice sus miedos y emociones a través del ladrido.

Espacio y tamaño

Aunque parezca increíble, perros como los gran danés son excelentes compañeros de departamento a pesar de su gigantesco tamaño. En lo que también debes fijarte es en que el espacio vaya acorde con el tamaño de tu perro. Tener a un perro en un departamento chiquitito, en el que se da media vuelta y tira las cosas que están encima de la mesa, lo hará sentir mal, pues notará tu disgusto cada vez que esto suceda.

Adaptaciones

Considera también cuántas adaptaciones tendrás que hacer al apartamento que habitas dependiendo del perro que elijas, como hacerle un espacio para que pueda ir al baño (aunque sea en caso de emergencia), otro dónde dormir y otro donde pueda quedarse tranquilamente mientras tú sales de casa (NO se vale dejarlos en el balcón todo el día como solución),  tal vez poner alfombra para que el vecino de abajo no se vuelva loco con el sonido de las patitas de tu perro o quizás poner rampas en algunos sitios si se trata de un perro viejito, entre otras. También fíjate muy bien a cuánto ascenderán los costos, para que estés prevenido y no te agarre por sorpresa.

¿Tienes un perro en tu departamento? Comparte tus tips con la comunidad Instituto Perro.

[Foto: “Creative Commons Move-in to new apartment” by Zeke W. licensed under CC BY-NC-SA 2.0]

La policía que cuidó a un cachorro hasta que fue adoptado

La policía que cuidó a un cachorro hasta que fue adoptado

Esta bóxer no es muy brillante pero es absolutamente adorable

Esta bóxer no es muy brillante pero es absolutamente adorable