Así es como tu perro te ayuda a hacer amigos

Así es como tu perro te ayuda a hacer amigos

Todos los dueños de perros sabemos lo fácil que es conocer gente cuando salimos a pasear a nuestros perros. Sí, los perros sirven como pretexto para poderte acercar a otras personas y tener un tema de conversación.

Paul Knott era un bombero en el estado de California y hace 30 años tuvo un accidente automovilístico que lo dejó en una silla de ruedas. Paul es un amante de los perros y en estos últimos 30 años ha sido el papá de 3 pastores australianos que le cambiaron la vida.

En entrevista para The Atlantic, Paul cuenta su primer perro, Bear, ya era parte de la familia antes del accidente y después de que esto pasó, lo entrenó para ser su perro de servicio que lo acompañaba, como sus dos sucesores, a todos lados. Y como era de esperarse, sus perros tienen una gran habilidad para atraer amigos nuevos.

Los humanos nos hemos vuelto mucho más reservados con los extraños en los últimos años. Las causas son muchas, un mundo más ocupado, menos confianza, miedo e indiferencia. Pero a los perros no les importan estas cosas y cuando alguien les da curiosidad, se acercarán, lo mirarán o le moverán la cola.

En el caso de Paul esto fue clave para volver a sentirse cómodo en el mundo pues dice que estando en una silla de ruedas la gente siempre fingía no verlo cuando en realidad todos lo miraban de reojo sin acercarse a hablar con él. Y entendemos, es difícil acercarte a hablar con un extraño y más aún con alguien en una silla de ruedas pues la primera pregunta que tenemos en mente es preguntar qué pasó. Pero con los perros es una historia completamente diferente, la gente se acerca a saludar al perro y esto abre camino a una conversación y le permite a Paul platicar con todo tipo de personas en la calle. Y sí, la conversación puede empezar siendo sobre el perro pero eventualmente evolucionará a otras cosas.

Hay estudios que han comprobado que los extraños tienden a sonreír más a las personas con perros que a las que no tienen perros y que son mucho más propensos a acercarse a platicar con alguien que tiene un perro. Y es fácil entender por qué, no necesitas tener una “frase perfecta” para acercarte, el pretexto es el perro.

Este estudio demostró que las personas ayudaban más frecuentemente a un desconocido al que se le caían monedas cuando tenía a un perro que cuando estaba solo y que las mujeres son 3 veces más probables de darle su teléfono a un hombre en la calle con un perro que a uno sin perro. Y así es como los perros ayudan a romper las barreras de indiferencia pues tienen esta energía contagiosa que te hace querer acercarte y acariciarlos y saber más sobre ellos.

En realidad, el acercamiento es fácil, la gente tiende a triangular, usando al perro como primer punto de contacto. Seguro te ha pasado que estás en algún lugar con tu perro y un desconocido se acerca y se dirige primero a tu perro para después preguntarte a ti cómo se llama, cuántos años tiene y demás. Esto minimiza las probabilidades de que el desconocido te rechace.

Esto comprueba que los perros no sólo nos hacen felices con su compañía sino que también pueden ayudar a atraer compañía humana. Paul Knott dice que cuando su segundo perro murió, le tomó casi año y medio hasta que su perro actual, Charlie, llegó a su vida y en este año no tenía ganas de salir, ni de hacer ejercicio ni de nada: “Piénsalo, si tuvieras algo contigo que hace sonreír a todos, ¿no te gustaría salir todo el tiempo con él?”

 

[Foto: 304835723 by SpeedKingz/ Shutterstock]

Un libro adorable para el primer año de tu cachorro

Un libro adorable para el primer año de tu cachorro

La conmovedora carta de despedida a una perra viejita

La conmovedora carta de despedida a una perra viejita